Cómo combatir el calor en verano estando embarazada

Hola Mamis o mejor dicho futuras mamis,

Este post va dedicado a las futuras mamis, aquellas que están embarazadas y que más van a sufrir el exceso de calor este verano.

Embarazada en verano

¿Por qué afecta más el calor a las embarazadas? 

No es nuevo que las embarazadas son más sensibles a todo durante la gestación y por lo tanto también a los cambios medioambientales y sobretodo al calor. De hecho un estudio liderado por investigadores del Centro de Investigación Epidemiológica y Ambiental de Barcelona (CREAL), sostiene que las temperaturas altas provocan una disminución en la duración de la gestación. Ver más sobre este tema aqui: El calor extremo acorta la duración del embarazo. 

Embarazadas en la piscina

¿Qué puedes hacer para limitar este exceso al calor y combatir las altas temperaturas? 

1. Evitar salir a la calle en las horas punta.

Evidentemente esto es de lógica y sirve para todos, pero si estás embarazada todavía más, intenta salir a comprar, realizar paseos, etc a primera hora del día o a última, así las horas punta de calor podrás estar más fresquita.

2. Intenta dormir siesta para que tu cuerpo descanse. 

Durante el verano y el calor es normal que tu cuerpo debido a tu estado se canse más de lo habitual, por lo tanto y dado que después de comer el calor se vuelve insoportable, aprovecha tu condición de embarazada para descansar y echarte una siestecita que tu cuerpo se lo merece y te lo agradecerá. Además te notarás con más vitalidad durante la tarde.

Acostada Cojin lactancia Belino

3. Intenta tener la casa o tu lugar de trabajo fresquito. 

Si no tienes la suerte de disponer de ventilador o aire acondicionado en casa y/o el trabajo, intenta a primera hora de la mañana ventilar bien, abriendo las ventanas y refrescando bien para que cuando llegue el calor tener el habitáculo más fresquito.

4. Hidratate mucho. 

Si ya es aconsejable que hidrates tu cuerpo ingiriendo líquidos, durante el verano y el embarazo más si cabe, además si son fresquitos mejor, si sales fuera intenta llevar siempre contigo una botella de agua fresquita para ir dando sorbos de vez en cuando. También puedes ayudarte de toallitas refrescantes para refrescar tu cuerpo.

5. Viste ropa cómoda y fresca.

Intenta vestir con ropa cómoda, que no ajuste mucho y te de calor y fresca, intenta utilizar tejidos como algodón, lino o gasa.

6. Realiza deporte moderado y evita las horas punta. 

Si sueles practicar algún deporte intenta que este sea moderado y a primeras horas del día, deportes como el yoga, pilates, natación o incluso paseos matutinos son ideales para esta época del año.

Natación

7. Come fresquito y ligero. 

Evita durante el verano las comidas copiosas y modera la cantidad de comida, primero porque que seáis dos no significa que tengas que comer el doble y segundo porque las comidas copiosas en verano te harán sentir peor. Realiza 5 comidas diarias o incluso 6 moderadas, antes que 4 comidas fuerets.  Intenta comer mucha fruta, verdura, ensalada y zumitos naturales fresquitos.

La comida en verano

8. Protegete del Sol con sombreros y protectores solares.

Por tu condición de embarazada debes protegerte del Sol más que nunca, durante el embarazo las manchas en la cara debido al Sol son muy frecuentes y lo pero de todo, se quedarán ahí una vez hayas tenido a tu bebé, así que utiliza protección solar elevada y a ser posible cúbrete con un sombreo en las horas centrales del día.

9. Evita viajes largos. 

Intenta durante el verano realizar viajes largos, porque a pesar de tener aire acondicionado todos los vehículos, durante el calor estar mucho tiempo en la misma postura no es bueno para tu embarazo, así que si los realizas para a menudo y cambia de postura.

10. Ojo con el tema de los pies hinchados. 

Durante el embarazo es normal que por el exceso de peso y la retención de líquidos se hinchen los pies, pues este síntoma aumenta durante el verano, así que intenta llevar sandalias o zapato abierto y sobretodo si aún así se te hinchan hazte masajes por la noche y pon los pies en alto para reducir el hinchazón.

Y tu que ya eres mama ¿Qué hacías para combatir el calor mientras estabas embarazada?

Las ventajas de estar embarazada en verano.

Hola futuras mamis,

Seguro si habéis pasado un embarazo en verano o lo estáis pasando habréis oído a más de uno deciros aquello de “Uff, te vas a chupar todo el verano”, así como si ningún bebe tuviese derecho a gestarse durante esta época del año.

Embarazada en verano

No vamos a negar que durante esta época del año es cuando más calor hace y que durante el embarazo dicho calor se hace más pesado, pero tiene muchas ventajas y es precisamente las que queremos trasmitir a todas aquellas futuras mamis que están embarazadas durante el verano. Porque estamos a favor de ver la parte positiva de las cosas. 

1. Tienes más tiempo para descansar. 

Si estás trabajando, normalmente durante esta época del año la gente se suele tomar entre 15-30 días de vacaciones, por lo tanto es buen momento para realizar un descansito, relajarte y disfrutar de tu embarazo. Si por el contrario no estás trabajando, seguro que es tu pareja quien se toma esas vacaciones, así que aprovecha su descanso para que te cuide y mime un poquito.

Mas tiempo para descanasar

2. Los paseos por la playa pueden ser muy saludables.

Siempre se aconseja el ejercicio físico durante el embarazo y el más controlado de todos y que nadie contraindica sino que además lo recomiendan son los paseos diarios, por lo tanto si durante esta época del año veraneas por zonas costeras, será muy agradable que este paseo diario lo puedas hacer caminando por la arena de la playa. Eso sí, utiliza alta protección solar que tu piel durante esta época es más sensible.

Paseo por la playa

3. Tu piel está más morenita y te verás mejor. 

Debido a la ventaja anterior y a que por norma durante el verano estamos todos más bronceaditos, el hecho de cambiar la palidez del invierno por el leve bronceado hará que te veas más guapa y te sientas mejor, ya que un pequeño tono moreno en la piel favorece a cualquiera. Al igual que antes os advertimos que no se trata de enrojecer vuestra piel, recordad siempre protegeros con factores elevados.

Morena durante el embarazo

4. Un poquito de natación te beneficiará y ayudará a combatir el calor.

La natación es otro de los deportes que aconsejan durante el embarazado, ya que tonifica los músculos y además disminuye los dolores de espalda tan temidos en el embarazo. Seguro que debido al calor te apetece más realizar este deporte en verano que en invierno, así que aprovecha. Además puedes aprovechar el relajarte y flotar sobre el agua para descansar.

Natación

5. Los kilitos que engordes este verano estarán más disimulados.  

Durante el verano todos engordamos un poquito, por el descanso, porque picoteamos más durante horas, etc. El caso es que durante el embarazo esos kilitos de más se disimulan de forma natural y nadie se dará cuenta de ello, eso sí, no aproveches esta ocasión para pasarte con la comida.

Embarazadas en la piscina

6. Hay mucha fruta de temporada y la fruta es ideal durante el embarazo. 

Si bien es cierto que durante el embarazo debes mantener una dieta equilibrada, también es cierto que la fruta y la verdura son esenciales durante el mismo, así que aprovecha primero el hecho de que en verano lo fresquito apetece más y segundo que durante el verano existe mucha fruta de temporada y que además es muy recomendable.

La comida en verano

7. No gastarás tanto en ropa.

Está claro que durante el embarazado debes comprar ropa de premamá y ésta no suele ser muy económica, sobretodo porque pasado el embarazo no la podrás volver a utilizar, lo bueno del verano es que no te hará falta tantas prendas como en invierno, los vestiditos premamá fresquitos son ideales para esta época del año y además ahora hay bañadores y bikinis premamá preciosos.

Y tu, ¿Qué otras ventajas encuentras a estar embarazada en verano?

Cuéntanoslas y las colgamos en otro post para animar a esas mamis embarazadas durante el verano.

Tipos de embarazos múltiples.

Hola chicas,

Hoy os vamos a hablar de los embarazos múltiples y los cuidados especiales que debéis tener llegado el momento.

Cuando una mujer se queda embarazada y se entera de ello, lo primero que le viene a la cabeza es pensar en singular, ¿niño o niña? Pero pocas veces piensa en plural, sin embargo el riesgo de quedar embarazada de un parto múltiple está ahí.

¿Qué es un embarazo múltiple?

Un embarazo múltiple tal como su nombre indica es el desarrollo simultáneo en el útero materno de dos o más fetos. Ahora bien, este embarazo múltiple se puede presentar de diferentes maneras.

embarazo multiple belino

Tipos de embarazo múltiple.

Embarazo múltiple monocigótico o gemelos:  Es el resultado de la fertilización de un óvulo por un espermatozoide que se divide.  El resultado puede llegar a consistir en dos embriones viables, llamados gemelos monocigóticos o gemelos univitelinos, o derivar de un solo cigoto, o gemelos idénticos, porque coinciden en todos sus rasgos. Evidentemente, los gemelos monocigóticos tienen que compartir el mismo sexo. Un caso especial de gemelos monocigóticos es el de los hermanos siameses, que representan el caso, muy improbable, en que la escisión del embrión es incompleta y los dos individuos quedan unidos definitivamente. Con esta imagen lo entenderéis perfectamente.

Gemélos semiidénticos: Los gemelos monocigóticos pueden desarrollarse de manera diferente, debido a los diferentes genes que son activados. Estos gemelos se producen cuando un óvulo no fertilizado se divide en dos óvulos adjuntos idénticos

 Embarazo monocigótico Belino

Embarazo múltiple bicigótico o mellizos. Se da cuando en un embarazo múltiple se ha conseguido la fertilización de dos o más óvulos. Los bebes resultantes son diversamente llamados gemelos bicigóticos, gemelos bivitelinos, gemelos no idénticos o gemelos fraternales. Su grado de identidad genética es prácticamente la de dos hermanos nacidos de gestaciones separadas, es decir, comparten estadísticamente el 50% de sus genes. Por ello, pueden ser de diferente sexo, y cuando nacen a la vez una niña y un niño, casi seguro que son bicigóticos, aunque en alguna rara ocasión, pueden ser niño y niña monocigóticos.

 Embarazo bicigótico Belino

Y la típica pregunta ¿Quién es el mayor?

Evidentemente es mayor el primero en el orden de nacimiento (primogénito), pero depende de países, en España según el Código civil español (art. 31) se lee: «La prioridad del nacimiento, en el caso de partos dobles, da al primer nacido los derechos que la ley reconozca al primogénito.»

Embarazo triple Belino

¿Más riesgos en el embarazo múltiple?

En una mujer sana y saludable un embarazo múltiple no tiene porqué suponer mucho mayor riesgo que otro cualquiera, pero si es cierto que las mujeres embarazadas de embarazos múltiples tienen que tener en cuenta lo siguiente:

–          Necesias más nutrientes ya que hay más bebés, para evitar anemia, deshidratación y malnutrición.

–          Más susceptibles a la diabetes gestacional.

–          Mayor propensión al parto prematuro.

–          Mayor posibilidad de padecer preclamsia.

Ahora que ya sabéis más sobre embarazos múltiples, nos gustaría conocer los casos de aquellas mamas que han tenido partos múltiples. ¿Cómo han sido? ¿Qué tipo de gemelos tenéis? 

Via: embarazoyparto, natalben,  universidad de madrid,